Productividad sector público vs sector privado

Odio tener que hacer papeleo con la Administración, me dan formularios que no entiendo, me atiende gente con mala cara… Supongo que es algo que le pasa a la mayoría de nosotros, pero por desgracia es algo que siempre te toca hacer de vez en cuando…

La última vez ha sido la semana pasada. La semana de Navidad he sido padre de nuevo, así que me tocaba enfrentarme otra vez a la odisea de dar de alta al niño en todos los sitios.

Cuándo uno se convierte en padre la primera obsesión es la salud de su hijo, así que lo primero que hice (por rapidez) fue darlo de alta en nuestra poliza de seguro de salud privado. Llamé a la compañía, les proporcioné mi DNI, me pidieron el nombre que iba a tener el niño y zas, el niño ya estaba asegurado. Cualquier gasto a partir de ese momento, cubierto por la compañía. Cuando volvimos a casa el día 24, ya teníamos la tarjeta de la compañía a nombre del niño (su primer documento de identificación) y los contratos para devolver firmados en un plazo de 15 días. Eso es productividad, facilitar al máximo la contratación, claro que cobran por ello.

En el otro lado tenemos el proceso para conseguir dar de alta en el sistema sanitario español a mi hijo. Se supone que es universal y gratuito así que no debería ser muy dificil. Sin embargo este es el proceso (en la ciudad de Madrid, entiendo que en un pueblo debe ser aún más caótico…):

1) Alta en el Registro Civil de tu población (dependiente del Ministerio de Justicia – Estado).

Aquí te vas una mañana bien temprano con el papelito amarillo que te dan en el hospital que justifica el nacimiento (y que tienes que acabar de rellenar tú con los datos del niño, padre y madre) y el Libro de Familia si dispones de él. Si tienes suerte te darán un número para que te atiendan ese día, si tienes menos suerte te darán un número para que te atiendan el día siguiente y si no te dirán que vuelvas a la mañana siguiente más temprano para intentar consguier un número.

Cuando ya tienes el numerito, pasas a una sala de espera donde te das cuenta de lo desconectadas que están las Leyes de la realidad social. Me explico: si no estáis casados, tendréis que ir, obligatoriamente el padre y la madre (con los puntos, la cesarea o lo que sea…) a dar de alta al niño. Y la madre tiene que firmar un papel aceptando que tú eres el padre de esa criatura para que te lo puedan inscribir. Sin embargo, si el niño “no tiene padre” puede ir el abuelo a darlo de alta en nombre de la madre.

No os penséis que esto puede ser un caso aislado o de inmigrantes. El día que fuí yo, había dos abuelos, y el resto (al 50%) eran padres ó parejas con el carrito de bebé (de hecho han habilitado una sala de lactancia para las madres).

Lo del Libro de Familia es caso aparte, es un documento al que sólo le han cambiado el escudo (quitando el aguilucho y poniendo el constitucional, es igual que el de mis padres…) y que creo que no me han pedido nunca más… (qué conste que no estoy en contra del registro de familias, pero un poquito más actualizado por favor…).

2) Alta en el INSS (Insituto Nacional de la Seguridad Social, dependiente del Ministerio de Empleo y Seguridad Social – Estado).

Una vez que lo has registrado piensas, como ya tengo el papel que justifica que el niño es un ciudadano legal ahora ya me darán la tarjeta sanitaria. Error, primero lo tienes que dar de alta en el INSS, organismo estatal, para que el estado sepa de nuevo que el niño existe (porque con la inscripción en el registro todavía no lo sabe claro!!!).

Te vas a otro edificio, que por supuesto está bastante lejos del anterior. Cuando llegas una “amabilísima” persona (no voy a poner cuotas de sexo…) te atiende como si fueras un analfabeto integral que no sabe hacer la “o” con un canuto y te da un formulario para rellenar con tus datos y los de los niños, sí los de todos, porque el sistema debe ser que no recuerda que ya tienes otros niños antes…

Una vez que tienes el documento relleno toca esperar… 1 hora de espera un 27 de Diciembre, no quiero pensar lo que debe ser cuando haya gente de verdad. Ya me toca, voy corriendo, me siento, le felicito las fiestas y doy el formulario a la persona encargada (parca en palabras). Lo mira, teclea algo en el ordenador, firma el documento y le pone un par de sellos oficiales y me informa de que ya con eso me vaya al ambulatorio que me corresponda.

Total no más de 30 segundos de atención para 1 hora de espera. Emocionante, que gestión del tiempo.

3) Alta en el sistema sanitario de tu Comunidad Autónoma.

Este ya es el paso fácil, cojo el papel sellado que me dió la persona del INSS y me voy con la criatura al ambulatorio que me corresponde y allí ya me dan de alta al niño. La tarjeta sanitaria ya te la mandarán un día de estos por correo postal si se acuerdan, así que de momento te dan un papel sellado que dice que está dado de alta.

Comparando un proceso con el otro

  • Seguro privado de salud: hablo con una persona por teléfono, me dan de alta al instante y me envían la documentación para devolver firmada por correo postal en 3 días con fiestas de por medio.
  • Sistema Sanitario Público: tengo que ir a tres edificios diferentes (con una distancia media entre ellos de pongamos 3km) de tres entidades diferentes (Ministerio de Justicia, Ministerio de Empleo y Seguridad Social y Consejería de Salud de Madrid), hablar con 5 personas diferentes, rellenar 4 formularios distintos para lo mismo y perder una mañana completa de tiempo para conseguir darlo de alta.

Ojo, que sólo estoy comparando procesos, competitividad, productividad en la parte administrativa. No las bondades de un sitema privado o público de salud que no cuestiono, todo el mundo tiene derecho a un sistema público de salud que le cubra.

Desde mi punto de vista es patético. Pero encima está la siguiente curiosidad, en el Registro Civil me hicieron rellenar un documento para el INE (Instituto Nacional de Estadística sí) que me pedía de nuevo todos los datos que me pidieron en todos los sitios (te hacen sentir estúpido y hasta equivocarte, rellenando tantas veces los mismos datos). El caso es que con este documento, que se encargaba de entregar el Registro Civil (Muchas gracias! no podría con otra visita…) el INE se encargaba de tramitar directamente el empadronamiento del niño en la dirección que indicabas!!!

No me lo podía creer, un registro civil, enlazaba gestiones con un ente estatal como el INE, que a su vez hacía gestiones con un ente local como un ayuntamiento. Parece de coña, pero con un proceso como el que os he contado, el que te encuentres con algo que se gestiona de manera semi-eficiente, te alegra, te hace pensar que alguien sabe lo que hace, aunque no le haga caso nadie.

En fin, esto no es más que una crítica a la duplicidad, desconexión y pérdida de tiempo de la Administración Pública, tanto entre entes estatales, como regionales, como locales. Lo de las competencias es de coña y por si a alguien le queda a alguna duda, el problema no son las Diputaciones, son las conexiones entre Ministerios y las Comunidades Autónomas.

Por si a alguien le interesa esta sería mi aportación (que algún consultor de Indra o Accenture pueden tomar sin problema para sacarle los cuartos a papá estado) al proceso de dar de alta a un niño que viene al mundo.

1) El Hospital donde nace es el encargado de recabar la información de padre y madre del niño, pedir DNIs, médico que atendió el parto y todo lo que haga falta.

2) El personal administrativo del Hospital tramita el alta desde una aplicación única. Esta aplicación debe hacer:

  • Dar de alta en el Registro Civil.
  • Actualizar el registro de Familias.
  • Dar de alta la información en el INE.
  • Dar de alta en el INSS.
  • Dar de alta en la consejería de salud de la Comunidad Autónoma.
  • Tramitar el empadronamiento en la población señalada
  • Tramitar automáticamente un número de DNI asociado (aunque no sea físico que ya esté asignado por Dios!!!!! Antes o después lo necesitará)

3) Cada entidad que envíe por correo los documentos necesarios  para devolver firmados (al igual que hace mi compañía de seguros). Si no los devuelve en un plazo determinado que tomen las acciones necesarias.

4) Cobren una tasa por darle de alta y paguen una parte al Hospital por facilitarles el trabajo. (Están dando un servicio de salud universal, cobren algo simbólico por Dios!!!)

5) Las personas que están en los edificios, métanlos a Back-Office, hay gente que no debería trabajar de cara al público. Y en la Administración Pública hay mucha por desgracia…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.